Un solo error en la petición de asilo es suficiente para que te cancelen el trámite: esto recomiendan los abogados

Una advertencia lanzada por el servicio de inmigración a los solicitantes de asilo a finales de octubre ha hecho que abogados que asesoran a migrantes en estos casos insistan en hacer recomendaciones para que estos procesos no sean rechazados sin ni siquera haber sido estudiados.

“No aceptaremos su Formulario I-589 si deja algún campo en blanco”, escribió hace tres meses la Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS) en una de sus páginas digitales donde explica de qué se trata y cómo se llena el Formulario I-589 (Application for Asylum and for Withholding of Removal).

“Debe proporcionar una respuesta a todas las preguntas en el formulario, incluso si la respuesta es ‘ninguna’, ‘desconocida’ o ‘N/A’”, agrega. Y previene que “no aceptaremos un Formulario I-589 que no tenga la explicación de por qué está solicitando para asilo o que le faltan apéndices a los que hace referencia en su solicitud”.

Cada vez más frecuente

La Asociación Americana de Abogados de Inmigración (AILA) señala que, de acuerdo con informes de sus asociados a nivel nacional, “los rechazos de Formularios I-589 (Solicitud de Asilo y Retención de Deportación) debido errores o datos incompletos (en el documento), se han vuelto más frecuentes recientemente”.

La entidad pidió a sus asociados que “si tiene un cliente que recibió un rechazo del Formulario I-589, proporcione y explique el caso completando una breve encuesta” en su página web.

“Y si tiene más de un ejemplo de caso, complete una encuesta por separado para cada uno de ellos”, agrega.

La Asociación dijo además que “tenga en cuenta que no presentaremos casos individuales a la atención de USCIS, aunque su ejemplo de caso puede ser utilizado en nuestros esfuerzos de enlace con la agencia federal o para abordar tendencias problemáticas en los procesos de adjudicación”.

Hay que estar atento

Abogados consultados por Univision Noticias recomendaron a los inmigrantes que buscan asilo y se encuentran dentro del territorio estadounidense, que lo hagan dentro del plazo de un año estipulado por la ley, y revisen por lo menos dos veces el Formulario I-589 antes de firmarlo y enviarlo a la USCIS.

“Es importante que, con la actitud híperagresiva del gobierno para tratar de encontrar cualquier fallo o error para rechazar una petición de asilo, estar híper vigilante en todo el proceso que conlleva preparar los documentos”, dice Jaime Barrón, un abogado de inmigración que ejerce en Dallas, Texas, y es miembro de AILA.

“No haga solo el proceso de llenar el formulario. Que alguien más lo haga junto a usted. Y si no habla inglés, pídale a alguien que le asista y le explique cada pregunta en detalle. Sólo así responderá con certeza”, agrega.

Barrón dijo además que “el documento debe llenarlo lo más completo posible, porque un solo casillero en blanco o con la respuesta incorrecta, es suficiente para que le cancelen el pedido y deberá comenzar de nuevo”.

“Hágalo con calma”

A la pregunta respecto a cuál debe ser la principal preocupación al momento de llenar el Formulario I-589, Barrón dijo “no corra, hágalo con calma. Lea primero las instrucciones”.

“Muchos no leen las instrucciones de cómo se llena. No se dan cuenta del trabajo que lleva. Sin muchas horas para hacerlo bien. Nunca olvide que un solo error significa que deberá comenzar desde cero. Y no en todos los casos se puede, porque todo dependerá del tiempo que lleve en Estados Unidos”, explicó.

La ley señala que el tiempo máximo para pedir asilo después de entrar al país es de 365 días, un año.

Respecto a si un inmigrante puede apelar un rechazo de solicitud, Barrón dijo que “No. Sólo se puede apelar si un caso es rechazado por la corte de inmigración. El rechazo de una petición no se apela, hay que comenzar de nuevo”.