Trump entrevista a posibles candidatos a la Corte Suprema

El presidente Donald Trump entrevistó el lunes a cuatro posibles candidatos para jueces de la Corte Suprema y planea hablar con unos cuantos más, tratando de realizar un rápido proceso de selección para llenar el lugar que pronto quedará vacante.

Trump dijo a reporteros en la Casa Blanca que se reunió con “cuatro jueces potenciales para nuestra gran Corte Suprema. Son personas sobresalientes y son personas realmente increíbles en muchos sentidos, académicamente y en otras formas”.

Agregó que se reunirá con “dos o tres más” antes de anunciar el 9 de julio su nominado para remplazar al juez de la Corte Suprema, Anthony Kennedy, quien anunció que se retirará.

El mandatario consultó con sus colaboradores durante el fin de semana en su club de golf Bedminster, y la Casa Blanca ha movilizado un equipo para gestionar la nominación y proceso de confirmación.

Mientras tanto, el principal demócrata del Senado intentó el lunes organizar una oposición pública a cualquier nominado que se oponga al derecho de aborto, haciendo un llamado al electorado a evitar a tal nominado al poner “presión en el Senado”.

Dado que Trump escogerá de una lista de 25 posibles candidatos que ha compilado con asesoría de conservadores, el líder de la minoría en el Senado, Chuck Schumer, dijo que cualquiera de ellos favorecerá anular Roe v. Wade, el caso de 1973 que ratificó el derecho de la mujer a abortar.

Schumer dijo que aunque los demócratas no controlan el Senado, la mayoría de los senadores apoya el derecho al aborto. En un inusual llamado directo a los votantes, dijo que para bloquear a “un nominado ideológico”, el pueblo deberá “decirle a sus senadores” que se opongan a cualquiera en la lista de Trump.

“No pasará solo”, escribió el neoyorquino en una columna de opinión en el New York Times. “Se necesita la atención del público en estos temas y su presión al Senado”.

Trump dijo que considera hasta siete candidatos, entre ellos dos mujeres, para llenar la vacante que deja Kennedy, un voto decisivo en la corte de nueve miembros.

“Yo no respaldaría a un nominado que haya mostrado hostilidad hacia Roe vs Wade porque, para mí, significaría que su filosofía judicial no incluye el respeto a decisiones establecidas, a la ley establecida”, dijo senadora republicana Susan Collins.

Un magistrado así, agregó, “no sería aceptable para mí porque indicaría una agenda activista”.

Durante su campaña electoral de 2016 y su presidencia, Trump se acercó a grupos antiaborto y prometió elegir a jueces federales que favorezcan los esfuerzos para abolir el derecho al aborto.

Pero el viernes dijo a reporteros que no cuestionaría a posibles nominados al alto tribunal por su visión sobre esta cuestión, añadiendo que sería “inapropiado discutirlo”.

Sin Kennedy, el alto tribunal tendrá cuatro miembros seleccionados por presidentes demócratas y cuatro por republicanos, dando a Trump la opción de cambiar el equilibrio ideológico en beneficio de los conservadores para los próximos años.

Tanto el presidente de la corte, John Roberts, como Neil Gorsuch, la primera elección del presidente, indicaron, en términos generales, que respetan los precedentes legales.

Related posts