Más de 100 arrestados en redadas de inmigración en San Diego

Más de 100 inmigrantes indocumentados fueron detenidos por agentes de inmigración durante un operativo de tres días que abarcó los condados de San Diego e Imperial, dijeron el jueves funcionarios estadounidenses de Inmigración y Aduanas (ICE).

ICE dijo que las redadas que terminaron el jueves resultó en el arresto de 115 personas que estaban violando leyes federales de inmigración. De ellos, 108 fueron arrestados en el condado de San Diego.

50 de las personas arrestadas tenían condenas por delitos, según ICE, mientras que al menos siete fueron arrestados por volver a ingresar a los Estados Unidos luego de ser deportados por orden del juez.

El jueves Telemundo 20 reportó sobre el aumento de redadas de inmigración que se habían presenciado en el norte del condado

“Las operación de esta semana se enfocó en amenazas como las de delincuentes convictos provenientes de otros países, individuos con órdenes de deportación, personas que hubieran entrado en el país de manera ilegal después de ser deportados, e individuos que de alguna otra manera violaron las leyes de inmigración de este país”, dijo Greg Archambeault, director de la Oficina de Detención y Deportación de ICE en San Diego.

No estaba claro dónde ocurrieron los allanamientos en el condado de San Diego, pero al menos se realizaron dos arrestos en Oceanside, incluido el arresto de un presunto pandillero de Center Street Locos de 43 años proveniente de México que había sido deportado cuatro veces y un hombre de 55 años ciudadano de Kazajstán buscado por su país por evasión fiscal.

Los detenidos que reingresaron a los Estados Unidos después de la deportación o que tienen órdenes pendientes de expulsión serán deportados inmediatamente. Otros permanecerán en custodia de ICE a la espera de una audiencia ante un juez de inmigración, dijo ICE en un comunicado de prensa.

Solo cuatro de las personas arrestadas enfrentarán un enjuiciamiento penal federal.

En un comunicado publicado el jueves, ICE criticó el estado de “estado santuario” de California y dijo que la designación aumenta la cantidad de “arrestos colaterales”.

“Las leyes estatales en California obligan a ICE a concentrar recursos adicionales para llevar a cabo arrestos masivos en la comunidad, poniendo a los oficiales, al público en general y a los extranjeros en mayor riesgo y aumentando los incidentes de arrestos colaterales”, dijo el comunicado.

Una demanda presentada por el Fiscal General Jeff Session contra el estado de California hace el mismo reclamo.

El gobernador de California, Jerry Brown, firmó la legislación estatal santuario en octubre pasado que prohibió a la policía preguntar a las personas sobre su estado migratorio o participar en actividades federales de aplicación de la ley de inmigración.

Las leyes de California fueron aprobadas en respuesta a las promesas de Trump de intensificar drásticamente la deportación de personas indocumentadas que viven en los EE.UU. y que entraron en vigencia el 1 de enero.

“Estos son tiempos inciertos para los californianos indocumentados y sus familias, y este proyecto de ley logra un equilibrio que protegerá la seguridad pública, al tiempo que ofrece una medida de bienestar para aquellas familias que viven con miedo todos los días”, dijo Brown en un comunicado.

Related posts