Italia necesita de la inmigración; Salvini se molesta

Roma. Italia necesita a los inmigrantes para cubrir el pago de las jubilaciones, advirtió Tito Boeri, director del Instituto para la Seguridad Social (Inps), lo que irritó al ministro derechista del Interior, Matteo Salvini, defensor de la línea dura contra la migración.

                                    Detener el flujo migratorio podría causar en cinco años la pérdida de toda la población de una ciudad tan grande como Turín, indicó el funcionario en una audiencia en el Parlamento.







                                    Italia, que entró en el 2015 en declive demográfico, ha perdido 100,000 habitantes en los últimos dos años, según el Instituto Nacional de Estadísticas.







                                    Con el freno a la inmigración prometido por el nuevo gobierno, dejarían de cotizar cerca de 700,000 personas extranjeras de menos de 34 años en cinco años, enfatizó Boeri, quien pidió a las autoridades que garanticen el flujo migratorio legal.







                                    Las advertencias del funcionario han sido dirigidas al gobierno de coalición, formado por la derechista y xenófoba Liga de Matteo Salvini y los antisistema del Movimiento 5 Estrellas, que prometieron reformar el controvertido sistema de jubilaciones.







                                    La reforma del nuevo gobierno tendría un costo de entre 18,000 y 20,000 millones de euros, calculó Boeri, quien pide más bien suavizar la antigua ley, llamada Fornero, que retardó la edad para la jubilación y que pretenden abolir.







                                    “En este país, los jóvenes sufren siempre, porque independientemente del resultado de las elecciones, todos los gobiernos proponen medidas a favor de los pensionados”, lamentó Boeri.







                                    Para el director del Inps, Italia necesita de la mano de obra del inmigrante para realizar tareas que los italianos no están dispuestos a cumplir, como asistente de ancianos y trabajadores agrícolas.







                                    <h3>Las recomendaciones de Boeri provocaron la ira de Salvini, quien reaccionó con un tuit:</h3>







                                    “Ud. juega con la política e ignora el deseo de tantos italianos que quieren trabajar y educar a sus hijos”, escribió.







                                    “¿Dónde vive, en Marte?”, le replicó.














                                <div>

                                </div>





                            <p class="wpematico_credit"><small>Powered by <a href="http://www.wpematico.com" target="_blank">WPeMatico</a></small></p>

Related posts