Abusos en casas móviles

Vecinos se quejan de trato injusto y exorbitantes multas

Cansados de presunto trato injusto y multas exorbitantes por parte de la manager del parque de casas móviles Woodlan Park , al menos 20 familias hispanas con la asesoría del abogado Brian Smith presentarán una demanda colectiva contra la empresa administradora del vecindario con sede en Boston.
De acuerdo con los quejosos, desde hace casi un año que llegó la manager de nombre Ashley , a ellos no se les permite nada y viven amenazados por las multas de $150 cuando según ella no han acatado las reglas establecidas por parte de la administración, montos que deben pagar cuando van a pagar la renta, de no hacerlo podrían ser enviados a corte y hasta ser desalojados.
El conflicto ha llegado a tal punto que hasta el alcalde de Hickory Rudy Wright, está interviniendo, se ha reunido varias veces con los afectados “la administración está en su derecho de establecer las reglas y hay que acatarlas eso en toda parte es así, pero el trato debe ser igual y justo para todos”, le dijo Wright a un concurrido grupo de vecinos con los que se reunió .
“Aunque esta propiedad le corresponde al condado Catawba, y yo no tengo injerencia, quiero decirles que estoy apoyándolos a nivel personal porque todos merecen ser tratados con justicia, sin hacer diferencias ni discriminación”, dijo.
De acuerdo con Fausto Hernández, uno de los demandantes, “las reglas deben ser para todos igual y todos debemos acatarlas por igual”.“Si ella nos multa porque el auto esta subido un poquito en la yarda por que no multa a los americanos, que tienen hasta tres carros sobre la yarda?”, preguntó
Paula Villegas tiene tres años viviendo en Woodlan Park, la semana pasada se dirigía a su trabajo y se topó con la novedad que su carro no estaba, se lo habia llevado, y según Villegas los del corralón le dijeron que alguien los habia llam, por lo que se fue a preguntarle a la manager quien le dijo que habían llamado porque el carro estaba pisando la grama.
“Solo una de las llantas estaba pisando la yarda un poquito, no creo que fuera para tanto de llamar la grúa y me cobraron $385 para sacarlo del corralón”.
“A los hispanos nos cobran multas por todo, no podemos tener sillas en el porche pero algunos americanos tienen hasta sillones, no podemos tener perros en el porche y los americanos tienen hasta perros Pitbull sueltos, no podemos tener juguetes de los niños en el porche ni tampoco los niños pueden andar en bicicleta porque si no nos cobran multas cada una de $150”, dijo Adriana Vásquez otra de las quejosas.
Al cierre de edición Mundo Latino contacto la manager y respondió que solo hace cumplir el reglamento.

Related posts

Leave a Reply